Alan García, un ex-presidente que aprendió a gobernar

Por Carlos Vilchez Navamuel

Alan García Pérez, abogado, sociólogo y político peruano nació el 23 de mayo de 1949, diputado constituyente (1978-79), diputado (1980-85), senador vitalicio (1990-92) miembro del Partido Aprista, y presidente del Perú en dos períodos no consecutivos: de 1985 a 1990 y de 2006 a 2011.

En su primer mandato llegó a la presidencia con solo 36 años, el país se encontraba en una profunda crisis fiscal y el FMI había exigido al gobierno saliente ciertas medidas como la de reducir el presupuesto del Estado, devaluar la moneda e incrementar las tarifas públicas.

García optó por otras medidas menos ortodoxas y provocó la peor crisis económica en la historia de ese país, en 1987 la inflación alcanzó el 114,5% lo que produjo que no hubiera reactivación económica, a la par de esta situación se dieron actos de corrupción que involucraron a gente de su gobierno, lo que produjo gran descontento social, después de dejar el poder fue sometido a investigaciones, lo que hizo que huyera del país hacia Colombia y Francia aduciendo persecución política de parte del gobierno de Alberto Fujimori.



Regresó a Perú tras la caída de Alberto Fujimori, y aunque dicen que lo habían declarado reo contumaz y que los delitos por los cuales lo habían culpado habían prescrito, García afirma que la verdad es que él había sido absuelto por una corte. Se postuló a la presidencia en el 2001, perdió en esa ocasión contra Alejandro Toledo y en el 2006 vuelve a presentarse como candidato a la presidencia y logra ganar convirtiéndose nuevamente en presidente de ese país suramericano.

El ex-presidente García reconoció públicamente sus errores y aceptó que su primer gobierno fue malo, el conocido periodista Jaime Bailey en su último programa de televisión “El Francotirador” en el 2001 entrevistó al ex mandatario que en ese entonces era candidato a la presidencia, entre otras cosas le pidió que auto calificara a su gobierno en una escala de 0 a 20, García le respondió que en el aspecto económico -el más malo- un 05 y que en la parte social un 10, no lo dijo pero había reprobado. http://www.youtube.com/watch?v=M7SOBToRPGk&feature=related

Contrario a lo que ocurrió en su primer mandato, Alan García dejó la presidencia en el 2011 con datos muy positivos para Perú, un crecimiento económico de un 7%, más de 130.000 obras hechas, 11.250 kilómetros de carreteras, más de un millón de personas se beneficiaron con la electrificación y el agua potable, se crearon 2.2 millones de empleos, la pobreza bajó a un 31%, las exportaciones alcanzaron los $131.000 millones de dólares y dejó 44,000 millones de dólares en reservas.

Con estos resultados y sin entenderlo muy bien, el ex presidente García al final de su gestión, contaba con tan solo un 40% de aprobación de parte de los peruanos, sin embargo visto desde el exterior podemos decir que Alan García es el presidente que al reconocer inteligentemente sus propios errores aprendió a gobernar.

Si no encontró lo que buscaba, intente utilizando nuestra herramienta de búsqueda: