Dimensionando el derrame en el Golfo de México II


Por Carlos Vilchez Navamuel

Consciente de que no soy científico, si no un articulista que comenta sobre diferentes tópicos en mi blog y en algunos periódicos nacionales e internacionales, meses atrás escribí un artículo que titulé de la misma forma que el que aquí escribo, sabía que ese comentario podía ser mal interpretado especialmente por aquellas personas que son creyentes y fanáticos que empiezan a ver este tema “el ambientalismo” como un nuevo culto a la Madre Tierra.

El escrito que hice estaba basado en la información que había sido divulgada hasta ese momento en periódicos y reportajes de televisión realizados por periodistas -que tampoco son científicos- pero sí profesionales serios que respaldaron sus trabajos con especialistas. http://carlosvilcheznavamuel.blogspot.com/2010/06/dimensionando-el-derrame-en-el-golfo-de.html

Entiendo que para dimensionar el derrame de forma objetiva se debe de buscar información fidedigna, esto resulta muy difícil porque estas informaciones primero salen de la fuente que tiene sus propios intereses, luego vienen las interpretaciones de los expertos que en muchos casos por sus tendencias e intereses resultan ser catastrofistas, y por último existe la forma como son interpretadas las noticias y como las mismas salen a la luz pública, un ejemplo de ello es que las noticias en televisión recurren a una técnica muy conocida para ilustrar la información repitiendo muchas veces las mismas tomas, y esto indudablemente magnifica la noticia.

Otro ejemplo, mientras algunas noticias hablaban de millones de barriles, otras en cambio lo hacían en galones, en litros y en toneladas lo que confunde a las personas, aclaremos; el petróleo se mide en “Barriles” c/uno equivale a 42 galones estadounidenses, 159 litros y 0,136 toneladas métricas en peso dependiendo de la densidad del petróleo.

Nadie en ese entonces conocía de forma exacta la información sobre cuantos barriles de petróleo se derramaban diariamente en el golfo, esto incluyendo a las autoridades estadounidenses.

Tampoco se conocía ni se conoce aún a ciencia cierta las consecuencias ambientales de este derrame de crudo, las informaciones y las declaraciones de especialistas han sido la mayoría especulativas y catastrofistas. Exagerar las dimensiones de cualquier problema resulta lucrativo, algunas fuentes nos dicen que la suma que se le exigiría a la BP es de $20.000 millones de dólares.

Pasados estos meses y con el pozo cerrado, han aparecido nuevas informaciones que nos permiten dimensionar mejor este derrame de petróleo ocurrido en el Golfo de México el cual se le considera el mayor desastre ecológico ocurrido en los EEUU.



Hace unos días The New York Times nos informaba que “la mancha de petróleo parece estar disolviéndose con mucha mayor rapidez a la esperada” también nos decía que “Periodistas que sobrevolaron el Golfo el pasado domingo indicaron que se redujo notablemente la contaminación, en comparación con las imágenes tomadas por un radar hace algunas semanas.” http://www.infobae.com/mundo/528537-101515-0-Se-reduce-la-mancha-petroleo-el-Golfo

También aparecieron datos oficiales como nos lo dijo el corresponsal de la BBC en Washington, Steve Kingstone, quien explicó “que después de que el 15 de julio se frenase el derrame por primera vez, los científicos de EE.UU. que han hecho el seguimiento de la fuga, pudieron “hacer el cálculo definitivo de la magnitud de este desastre”. Según estas personas “se derramaron en el Golfo de México un total de 4,9 millones de barriles de petróleo (790.032 toneladas) de los cuales 800.000 barriles -una quinta parte- fueron capturados a través de diversos métodos de contención” http://www.bbc.co.uk/mundo/internacional/2010/08/100802_bp_derrame_mayor_historia_lav.shtml

Sin embargo otras informaciones salidas del periódico español el Mundo del jueves 5 de Agosto nos dice que “La asesora de energía de la Casa Blanca, Carol Browner, indicó que las evaluaciones hechas por los científicos determinaron que aproximadamente el 75% del crudo ha sido recogido, quemado, se ha evaporado o se ha descompuesto en el Golfo.” También comentó que “Madre Naturaleza hizo su parte”, dijo Browner en el programa ‘Today’ de la cadena NBC de televisión.” http://www.elmundo.es/america/2010/08/04/estados_unidos/1280923405.html

Como pueden ver la información varía constantemente, así las cosas ni los periodistas ni el que escribe pueden afirmar de forma contundente las informaciones, lo que sí sabe con certeza es que el derrame se paró y que la mayoría de la gran mancha negra ha desaparecido.

El mayor derrame de petróleo ocurrido en toda la historia de la humanidad conocida, sucedió en otro golfo -el Pérsico- durante la famosa “Guerra del golfo” donde se derramaron entre 1.360.000 y 1.500.000 toneladas.

El segundo más importante se produjo el 2 de junio de 1979 en el mismo Golfo de México, a unos 1000 kilómetros al sur de Texas y a tan solo a 94 kilómetros de Ciudad del Carmen en México cuando la empresa PEMEX perforaba un pozo exploratorio a una profundidad de 3.22 kilómetros conocido como Ixtoc I, en esa ocasión se derramaron 3.3 millones de barriles de crudo equivalente a 530.000 toneladas de las cuales se quemaron el 50%, se evaporaron el 16%, se pudo recolectar tan solo el 5.4% y se dispersaron el 28% y para controlar el derrame se tomaron 280 días. http://www.lareserva.com/home/peores_derrames_petroleo

Comparando estas cifras con las del derrame de este año provocado por la explosión de la plataforma Deepwater Horizon de la empresa BP vemos que este se logró cerrar en un término mas corto y aunque los números de este derrame son más grandes, el porcentaje recuperado es mayor al anterior como lo mencionamos mas arriba.

Al poner toda esta información en perspectiva, nos preguntamos primero que todo ¿Cuales han sido las verdaderas consecuencias ambientales en estos derrames? ¿En cuánto años se han recuperado las áreas afectadas? Esto es importante porque en la respuesta encontraríamos la verdad del desastre actual sin amarillismo ni especulaciones.

Los científicos nos dicen que el mayor daño se produce rápidamente y que la naturaleza luego comienza a recuperarse por si sola, también nos dicen que la ecología el Golfo de México está especialmente adaptada para descomponer el petróleo mas que cualquier parte en el mundo y que los daños podrían permanecer entre una y tres décadas, tiempo menor a un suspiro para la Madre Tierra.

Si no encontró lo que buscaba, intente utilizando nuestra herramienta de búsqueda: