El odio que tenía Chávez hacia sus adversarios produjo su cáncer y su muerte

Por Carlos Vilchez Navamuel

Carlos Vilchez Navamuel (foto 2)

Si bien es cierto que el expresidente Chávez se preocupó por los pobres en Venezuela y logró reducir la pobreza en su país, -por algo tenía tantos seguidores- no debemos olvidarnos de que en su gobierno y durante poco más de 13 años recibió cerca de un millón de millones de dólares de los petrodólares, suma superior a la que recibieron todos los gobiernos anteriores juntos durante 40 años, sin embargo para nosotros se quedó corto con lo que hizo tal y como lo comentamos en un escrito anterior cuando dijimos  “Es cierto que durante su periodo de casi 14 años redujo la pobreza en Venezuela, quizás ese sea su  principal  logro, pero con el dinero de los petrodólares que entraraon a la caja venezolana se quedó más bien corto, no había excusa para  no hacerlo, segurito pudo haberlo  hecho mucho, pero mucho mejor. También debemos de recordar que Venezuela al igual que todos los países del tercer mundo se comprometió en el año 2000 a bajar la pobreza al firmar en la ONU el proyecto conocido como el Objetivo del Milenio cuya meta es reducir la pobreza hasta llegar al 14,5%  para el año 2015.” http://www.carlosvilcheznavamuel.com/murio-hugo-chavez-el-traidor-y-el-presidente-mas-mal-educado-que-haya-tenido-venezuela/

Tampoco podemos olvidar que Chávez fue el autor  intelectual e impulsó como parte de su proyecto el odio entre las clases sociales de Venezuela y lo consiguió,  algo que estamos seguros con el  tiempo la historia lo confirmará,  para nosotros  una acción  despreciable por tratarse del presidente  de una nación,  dividió en dos partes a la sociedad venezolana con odio y saña durante su gobierno, promovió el culto al chavismo a tal punto que afirmaba que quien no era chavista no era venezolano

Los hechos están allí, odiaba a la clase media y rica, expropió más de 5 millones de hectáreas, eliminó más de cien mil empresas, lanzaba improperios cada vez que encontraba un micrófono, improperios, insultos  y amenazas que hacía con odio especialmente a sus coterráneos, convertidos luego  en el “veneno” físico que le produjo el cáncer que su cuerpo no resistió.

Para comprender esto es importante  recordar que las palabras y los pensamientos son pura energía,  de esto no hay duda, cada letra como se sabe  tiene un sonido y su propia  vibración,  lo mismo sucede con las palabras. Miguel Ruiz afirmó: “SE IMPECABLE CON TUS PALABRAS: Habla con integridad. Di solamente lo que quieras decir. Evita hablar contra ti mismo y chismorrear sobre los demás. Utiliza el poder de tus palabras para avanzar en la dirección de la verdad y el amor. Toda la magia que posees se basa en tus palabras. Son pura magia y si las utilizas mal, se convertirán en magia negra. Con una sola palabra puedes cambiar una vida o destruir a millones de personas. Se impecable con tus palabras y trasciende tu nivel de existencia” (Las negritas son nuestras)

La verborrea de Hugo Chávez  fue  de todos  conocida,  el hombre que podía hablar durante 6 horas  en forma continua  insultaba, amenazaba y agredía verbalmente constantemente a los  que no pensaban como él, al hacerlo como lo hizo con rabia, resentimiento, odio y saña, esto, estamos seguros  lo enfermó y luego lo mató,  las pruebas están allí y nadie podrá borrarlas, aquí una breve muestra de su verbo.  http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=Kd7YXtky9Ww



Chávez pronunció cientos de veces  y gritó a los cuatro vientos sus famosas frases: “Patria, socialismo o muerte”  o “Patria, revolución o muerte”  su deseo parece que se le concedió, aquí lo pueden ver y oír:  http://www.youtube.com/watch?v=cp1nlqVEaQE   Luego años después, cuando descubrió su enfermedad y esta avanzó, pidió que no se mencionara más la palabra muerte, esto sucedió  el mismo día que cumplió 57 años  tal y como lo publicó el periódico El Universo de Ecuador que menciona que: “Tras gritar “patria socialista” y recibir como respuesta la sentencia “o muerte” de miles de sus seguidores congregados bajo el llamado Balcón del Pueblo del palacio presidencial para celebrarle su cumpleaños 57, Chávez manifestó: “No, también pido que pensemos en esa palabra muerte”. “Propongo otros lemas, porque aquí no hay muerte, aquí hay vida. ¡Patria socialista y victoria! ¡Viviremos y venceremos!”, exclamó el presidente.      http://www.eluniverso.com/2011/07/28/1/1361/chavez-renuncia-lema-patria-socialista-muerte.html

Una cantidad de epítetos que utilizó  el expresidente venezolano  -de la mitad de los venezolanos-  para insultar a sus adversarios, nos lo brinda  Enrique Viloria Vera en su artículo titulado “Epítetos Bolivarianos”  En orden alfabético encontramos: Apátrida, antidiluvianos, argollas, balurdos, becerros, bolsas, burgueses y burguesitos, carajos, casquilleros, chayota, conejos, coño’e madre, cuaimas, culos malos, disociados, godos, grandes cacaos, hediondos, hijitos de papá y mamá, inmundos, ignaros, lacayos del imperio, majunches,  mantuanos, maracucho, maricos, mierda, mojoneros, oligarcas, parguete, pitiyanquis, ratas sucias, sifrinos, vagabundos, vendepatria, vendidos.  http://www.analitica.com/va/sociedad/articulos/7437367.asp

La palabra está viva, tiene energía, tiene fuerza y consecuencias, para muestra otro “botón”, escuchen lo que dijo este megalómano en este  video  refiriéndose a la muerte del cardenal venezolano. Lo dijo él, ahora todos sabemos dónde podría estar. http://www.youtube.com/watch?feature=player_detailpage&v=dGVDVI7yUvY

Recordamos  aquí una frase grosera y sin ningún mínimo de respeto a la familia del  expresidente Carlos Andrés  Pérez cuando refiriéndose a su muerte dijo “No habrá luto nacional, hoy murió un dictador, un corrupto. Yo no pateo perro muerto”

Con tanto “veneno” en su  verbo  no cabe duda el por qué su cuerpo se enfermó, al final pareciera que pudo más el odio que tenía en su mente que el amor que decía tener.  En este caso se cumplió el viejo dicho que dice: “por la boca muere el pez.”

Ya lo sabes Maduro,  estás informado,  no repitas lo que hizo tú líder, de lo contrario tú cuerpo podría enfermar y tú vida podría terminar de la misma forma que lo hizo el golpista y traidor.

Si no encontró lo que buscaba, intente utilizando nuestra herramienta de búsqueda: